28 dic. 2007

Joan Brossa


Estos días, hasta el 13 de enero, se puede ver en el Museo Municipal de Albacete una exposición dedicada a Joan Brossa, constituyendo, así, una antología de su obra. Este autor, nacido en 1919, comenzó su participación activa en el arte a través del género de la poesía. Abriendo espacios a una escritura que navegaba más allá de los cánones de lo clásico, por ello ha sido considerado vanguardista, pasó de escribir a través de la palabra a hacerlo a través de la imagen. A fin de cuentas, los trazos de una mano al componer las palabras configuran en la retina del lector una imagen que será interpretada en base a un significado, que, a través de las connotaciones y las metáforas, se abre a diferentes posibilidades. Y este significado múltiple se asemeja al que nos proporciona la imagen. Así, en Joan Brossa, inspirado de la caligrafía artística de la lengua árabe, las palabras se hacen arte metamorfoseándose a través de lo visual, dando lugar a los poemas visuales, a los poemas objeto o a los poemas escénicos.
Y es a través de las salas como nos vamos dando cuenta de esta transformación creativa que hizo de Joan Brossa uno de los puntos claves de la reivindicación y de la revolución para las artes del siglo XX.

27 dic. 2007

Hakim Bey y las TAZ

(Imagen extraída de http://fusionanomaly.net/taz.html)

Hakim Bey creó hace unos años el término Zona Temporalmente Autónoma (TAZ) constituyendo un espacio abierto que se configura como la forma de anarquismo contemporáneo. Y es que hoy día tenemos puestas las bases, a través de la red, para configurar lugares que resistan al devenir del sistema, lugares en los que la libertad personal y la libertad de una comunidad de personas que busquen inquietudes comunes tengan un espacio de desarrollo potencialmente y de hecho gigantesco. Una Zona Temporalmente Autónoma según es definida por Hakim Bey es un espacio en el que cada persona concreta la libertad de su pensamiento y de sus inquietudes. TAZ fueron los espacios creados por la piratería en los siglos XVI o XVII, así como los falansterios o las comunas. TAZ podría ser hoy día un espacio utópico como el creado por Second Life, o espacios de reconocimiento como las ágoras contemporáneas encontradas con MSN, MySpace o Skype. También TAZ serían las actuales Web 2.0 interactivas y cooperativas, como Wikipedia, o el Blog personal, en los que se difunde democrática y anárquicamente el conocimiento sin necesidad de seguir los rituales de antaño que aseguraban un saber al que sólo podían acceder los que siguiesen las normas de la iniciación.
A fin de cuentas Hakim Bey reivindica que los individuos y las instituciones, en vez de lamentarse por pensar que existe cada vez un mayor número de escépticos con una política que ciertamente es ya obsoleta (de ahí que una gran parte de la población, y sobre todo gran parte de la población joven decida y luche por su derecho a no votar), sean capaces de abrirse y mirar el mundo contemporáneo, que crece en los jardines alternativos que residen en esas TAZ, las que hace ya años -ya tienen suficientes como para que se considerase su importancia y su peso en las vidas de los ciudadanos- vienen abriendo la libertad de pensamiento, opinión y vida más allá de la institución con sede de ladrillo situada en un lugar tangible.

Para leer el texto Zona Temporalmente Autónoma de Hakim Bey les dejo este enlace:

http://www.merzmail.net/taz.pdf

15 dic. 2007

Margaret Cavendish


Un día como hoy, en 1673, falleció una de las grandes poetisas, filósofas y naturalistas inglesas, Margaret Cavendish.
Viviendo la experiencia del exilio en Francia, con la situación fronteriza que ello conlleva, y viviendo la experiencia de ser mujer que recibía clases de las diversas ciencias en el exilio, tuvo la valentía de adentrarse en los dominios que en la época estaban dominados por los hombres. Entre ellos, y de manera muy fuerte, se introdujo en el ámbito de la física con la formulación de una teoría atómica y molecular que fue precursora de la descripción que actualmente hacemos de la naturaleza ("Grounds of Natural Philosophy"). Algunos de sus escritos científicos los realizó utilizando el verso, así poemas tales como "The Atomic Poems", por ejemplo, constituyen un documento esencial que habla de la huella de la apertura de miras que provoca el habitar en la frontera.
Fue, con ello, la primera mujer de la época en producir escritos relacionados con al filosofía natural, fue la primera mujer que fue capaz de criticar el mecanicismo y el cartesianismo, por ser sistemas demasiado racionales, basándose en postulados más organicistas, y adelantándose, con ello, a la ciencia del siglo XIX. Por todo ello le dedicamos hoy este homenaje.

14 dic. 2007

Bruno


Teresita caminaba despistadilla, aunque con el velo de sus ojos de un azabache que brillaba por la curiosidad de descubrir los papeles secretos de la revolución de Al-Fadaiat en las barreras del estrecho de Gibraltar, y se encontró en la copa de un árbol un mono juguetón, Bruno. En realidad el encuentro no fue tan sencillo como un simple encontrarse, sino que fue gracias a que Bruno lanzó una manzana a Teresita, que cogió con la cola, para que no golpease su cabecita. Travieso Bruno. Teresita le riñó éticamente para que se comportase, sacando su vena de profe, y le dijo que osase presentarse con un saludo grato para establecer diplomáticamente relaciones que podrían llegar a la amistad. Bruno bajó del árbol, pirueteando por todas las ramas, incluso por aquellas que para Teresita eran invisibles. Bruno vivía en las fronteras, sí, en las fronteras de ese estrecho entre Marruecos y Andalucía. Decía que, como caminante de la frontera, luchaba por deshacer la geometría y trigonometría matemática que dividía los lugares entre lo que pertenece al lado de acá y lo que está en el lado de allá. Así, pues, viendo Teresita que Bruno, tan travieso, luchaba por la justicia a través de la revolución tira manzanas a las cabezas de los que sospechosamente podrían ir a definir qué es el yo y qué es la alteridad como contrapuestos, le habló del Gran Tucán, de los tucanes asociados con las diferentes revoluciones, de las cotorritas, de Carlota, de la gacelita Thomson, los pececitos rojos y la isla utópica de Tabarca, y lo invitó a pasar con ellos para unirse al grupo un fin de semana paradisíaco.

12 dic. 2007

Teresita y la Dama de Elche



A veces en la vida nacen los híbridos, y más en estos días en los que manejamos tan bien las nuevas tecnologías. Esos monstruos en ocasiones son muy simpáticos, nos acompañan, nos hacen reír, e incluso hacen travesuras con nosotros.
Vean éste realizado por Gala Fernández.

9 dic. 2007

Quizás por el sentimiento

Quizás por las nubes de aquellos lugares norteños, quizás por las palabras que pudiera decir pero no digo, porque nos sentencian una forma. Quizás porque caminan los recuerdos por un corazón cualquiera, quizás por los bolsillos rotos del jersey verde, quizás porque el lenguaje no puede expresar, quizás por el sentimiento.

4 dic. 2007

La gran fiesta de Tucanes


Teresita, que trabaja en su madriguera, piensa en su soledad, entre frases brillantes y faltas de ortografía, la gran fraternidad que ha vivido últimamente el Palmerar. Tucán, el gran Tucán recibía visita de viejos amigos suyos de las diversas revoluciones del mundo. Había decidido hacer una fiesta para celebrar el gran rito de iniciación que nombraba a Tucán como el jefe de las revoluciones que luchaban por la justicia en el mundo. Así, pues, fueron llegando, goteándose por las orillas de Tabarca, Nihon no Tucan Monogatori, alias "Tucán japonés", que luchaba contra todo tipo de imperialismos e imperios de emperadores, Binta Al-Tucan Al-Kebir, alias "Tucancita odalisquita", que buscaba los orígenes de una de las grandes revoluciones musulmanas, la pintura de la imagen en la religión, la Tucancita Aspettamino, procedente de las sureñas tierras del norte de la Italia política, el Tucán opositor, conocedor de todos los trucos para luchar por la justicia de los puntos igualitarios en el cómputo final del baremo del concurso-oposición para el cuerpo de enseñanza secundaria, especialidad de filosofía y la Tucancita, la Gran Tucancita, que luchaba por hacer muy bellos, confortables, asequibles y generosos todos los links del cerebro cada día.
Teresita seguía recreándose en el recuerdo de cómo caminaban los pasos cada uno de ellos. Teresita correteaba entre las grandes patotas de estos tucanes tan admirados, y, jugueteando, para que quizás le diesen algún beso fraterno, desliaba y reliaba los cordones de los zapatos de situación de los tucanes de la revolución.