23 jun. 2008

Serte poeta

Foto: Caballo de Troya. Nieves Soriano Nieto

Aunque tanto me arrulle la inquietud
de regresar a la mano en la poesía,
quisiera ser poeta desdichada
y dedicarte los versos de arrebato.

Siempre y que no sea saber que escribo,
cada cuando no sea a conciencia,
rozando la perfidia de mis promesas
de silencio y savia.

Adversativo el diálogo interno,
cuando no deseo nombrarte,
mas aguijonas el corazón mío,
tentadora atracción del abismo.

Era Apolo sin su lira, en tu ausencia,
mas soy Dionisio en la furia de verte.

No hay comentarios: