15 abr. 2014

Fragmentos mamíferos VI



Miedo

Soy una persona agua. El agua para la medicina china tradicional está asociada al invierno, su órgano principal son los riñones y su emoción cuando está en exceso es el miedo. Si algo ha regido mi vida desde que tengo conciencia es ese reconocimiento del miedo y esa lucha constante contra el mismo. Aparentemente puedo resultar una persona valiente. Mis actos lo dicen. Soy capaz de vivir en países que dan miedo, viajar sola, introducirme en circunstancias emocionales pavorosas... Sin embargo, nunca nada de todo ello lo he hecho por valentía. Sino desde la base de ese reconocimiento del miedo y esa lucha contra el mismo para que no me desborde. Es decir, todo lo he hecho porque soy una cobarde y porque, estando eso en mí y aceptándolo, no deseo que la cobardía me acobarde. Eso me ha llevado a poder conocer países maravillosos que no hubiera conocido si hubiera escuchado mi miedo, amar a personas maravillosas y tener relaciones con ellas que desde mi vivencia han sido muy positivas y que nunca hubiera tenido si hubiera escuchado mi miedo. 
El agua apaga al fuego. Por ello, he sido capaz en el fondo de vivir con pasión lo que me apabulla, entregarme a ello -no sin sus idas y venidas-. Decirles que es posible vivir con miedo y hacer las cosas que nos asustan. Me siento orgullosa del camino que hasta ahora he recorrido. Les animo a que no escondan el miedo. Escúchenlo y pónganlo frente a un espejo.

No hay comentarios: