22 sept. 2011

Historias para Minerva XIV



Mi pequeña

Moder el ciénago para llegar a ti. Moder la incertidumbre con bayonetas de dientes afilados. Moder el quejido de ausencia y la enfermedad en el olvido. Moder la lucha diaria de costumbres enterradas. Morder para caminarte lejos. Morder para morderte sin dientes esos mofletes de amapola, mi pequeña.

No hay comentarios: