6 jul. 2010

Iwona Kowalczyk. Fotografía

Runaway. 1
Impresión sobre aluminio Dibond. 140x85 cm.


Uniform women. 5
Impresión sobre aluminio Dibond. Marcos de sombra. 124x76 cm.

Madonnen. 3
Plexiglas. 100x74 cm.


Iwona Kowalczyk, polaca de nacimiento y afincada en Berlín, abre el campo visual de la fotografía hacia una reflexión crítica y de toma de posición sobre la mujer y el cuerpo.

Sus trabajos dejan inerme al espectador, que por sentimiento afín debe hacer una reflexión referencial sobre los motivos propuestos por la fotógrafa.

La fotografía de Iwona Kowalczyk es, por tanto, propuesta de unión de ética y estética. Wittgenstein ya en el Tractatus ofreció la unión en la reflexión sobre el arte y la reflexión sobre las costumbres o comportamientos. Un campo abierto que desde la historia cultural se ha venido interpretando con la concepción del arte como síntoma de cada época y contexto. El arte es una concentración de las vivencias sociales de un individuo-ciudadano. Por ende, el arte debe asumir su papel de síntoma y arma de crítica y cambio social. Joseph Beuys, en 1972, abría su proclama del arte crítico con La rivoluzione siamo noi (La revolución somos nosotros). El arte debe mostrar la herida (Zeige deine Wunde).

Iwona Kowalczyk muestra, a través del lenguaje de su arte, la herida de la mujer. Ésta, como en su proyecto Runaway, puede proceder de la relación de ausencia de libertad que la mujer posee con respecto a su corporalidad. Patrones de belleza canónicos impuestos por la publicidad y el marketing se toman como universales de atractivo físico, siendo simplemente producto de un contexto cultural. ¿Y si la relación con la coporalidad pasase por concepciones de belleza pertenecientes a otros contextos, como puede ser el oriental? Híbridos revolucionarios con nombre femenino.
O híbridos de fotografías superpuestas que expresan la relación de las mujeres con el trabajo y su cotidianeidad. La serie Uniform Women reflexiona sobre ambos ámbitos en mujeres que combinan la responsabilidad laboral con la responsabilidad consuetudinaria.
Así como los híbridos de su serie Madonnen, en la que aparecen rostros de mujeres reales que salen de la condición virginal asociada a las mismas por la historia de la iconografía pictórica.

Un recorrido fotográfico a través de un lenguaje artístico que no deja opción a la indiferencia.


http://iwona-kowalczyk.com/

No hay comentarios: